Buscar este blog

La biblia del diablo


Ese es el nombre. Al menos, el más popular que se le ha dado al Códice Gigas, un manuscrito medieval que, según dicen, fue escrito con ayuda del diablo.

Cuenta la leyenda que un monje benedictino, que había cometido un delito gravisimo para la iglesia, fue confinado a ser emparedado vivo.

Desesperado, el monje se ofreció para expiar sus pecados escribiendo en una noche el mayor libro que el mundo hubiera visto. Y para hacerlo, copiaría a la biblia y a los mejores autores de la época.

Todos dudaron y pensaron que sería el delirio de alguien en inminencias de la muerte. No obstante, le trajeron la pluma, tintero y unos tumulos de pergaminos. Esa noche el monje se puso a copiar la biblia. Y a medida que lo hacía, se daba cuenta que su empresa era imposible. Sudando, y ya casi con los albores del amanecer, decidió hacer algo que iba en contra de todas sus creencias: invocar al diablo para que lo ayudara.

Y así lo hizo. Y tan odiosa presencia le ayudó a terminar el libro. A cambio, una impronta, un dibujo sacrílego, en el libro del condenado, iban a quedar para la historia.

Durante la turbulenta época de guerras la Biblia del Diablo fue ocultada en el convento de Broumov, en Bohemia Nooriental, donde sólo los elegidos podrían contemplarla y que, en opinión de muchos, "era algo que no pudo hacer un humano"

Y sin embargo, la invaluable pieza fue robada del castillo de Praga al final de la guerra de los 30 años en 1648. Más tarde sería recuparada, y en la actualidad goza de su presencia la biblioteca real de Suecia en Estocolmo.

Este manuscrito singular, contiene el total de conocimientos de la orden benedictina de aquellos tiempos, incluyendo el Antiguo y el Nuevo Testamento, asi como "La guerra de los judíos" de Flavio Josefo, y "Orígenes" de San Isidoro de Sevilla (También un listado de todos los santos del siglo primero y tratados del cuerpo humano de Galeno). Es suma, es un compendio de lo mejor que tenían en aquella época esa orden de creyentes.

Pero ¿Fue escrita en verdad en colaboración con el diablo?. Lo dudo muchísimo.

En realidad todo indicaría que el autor, probablemente un monje, demoró unos 25 a 30 años en escribirla. Y para hacerlo, estuvo en reclusión, alejado del mundo, en perpetua soledad.

El libro, cuyo tamaño es de 90x50 y pesa unos 75 kilos originalmente constaba de 640 páginas (de las que sobreviven 624).

Si se examina cada pergamino, se denota que requirío mucho trabajo y esfuerzo, y sobre todo, materia prima para hacerlo. Algunos dicen que sacrificaron a 160 becerros para confeccionar los pergaminos.

Sea como sea, como reliquia y valor historico es invaluable. Cómo evidencia del Más Allá y los demonios es pura charlatanería ;)

Además, los estudiosos del manuscrito llegaron a la conclusión que no sólo está la imagen del diablo en una página del libro, sino que también lo está el Reino de Dios, justo al lado.

Y sin embargo, la fealdad y elocuencia del dibujo del diablo hizo que el mundo conociera esta reliquia como una obra del demonio, cuando el autor lo que intentó fue expresar los dos opuestos: el cielo y el infierno. Algo que, después de todo, estaba en auge en las supersticiosas mentes de la edad media.